CARGANDO...

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012.

Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información

Campismo - Elegir Piquetas

Elegir Piquetas de Mochila y Tienda

Textos e ilustraciones de Mochila y Tienda

En este apartado veremos los diferentes tipos que hay de piquetas y las soluciones a optar cuando encuentras un problema de sujección de la tienda. Como se puede ver hay bastante variedad en el mercado donde escoger marca, modelo, material e incluso forma. Pero lo más importante es el material del que está hecho y el grosor de este material. Una buena piqueta vale para todo tipo de terreno sea duro o blando, aunque también sea más costosa.
Otro factor importante es la herramienta para clavar las piquetas. Es cierto que golpear la piqueta con un mazo de madera o de goma hace que éste absorba las vibraciones del metal y no se deteriore tanto la piqueta. Al contrario que con un martillo o una piedra que si que la estropearán si el suelo no absorbe estas vibraciones al ser duro.

Piqueta 1 - Aluminio. Es fuerte y ligera pero no aconsejables para suelos duros. Sin problema en suelos compactos y blandos.
Piqueta 2 - Hierro. Es fuerte y resistente pero no aconsejables en suelos duros. Sin problema en suelos compactos y blandos.
Piqueta 3 - Poliamida. Es resistente pero no aconsejables en suelos duros ni suelos compactos. Sin problema en suelos blandos.
Piqueta 4 - Angular de Aluminio. Es fuerte y resistente pero no aconsejable en suelos duros. Sin problema en suelos compactos y blandos.
Piqueta 5 - Angular de Acero. Es fuerte y resistente, aconsejable para suelos duros. Sin problema en suelos compactos y blandos.
Piqueta 6 - Clavo de 12 cm. Junto con una arandela de métrica 8 es la mejor opción para suelos muy duros.

Hay casos en el que el suelo es tan pedregoso y duro o al contrario tan arenoso y suelto, que no queda otra solución que sujetar la tienda con troncos y piedras alrededor, y los vientos a rocas, árboles, o lo que haya firme cercano. Siempre hay que mantener la dirección correcta de la lona al tensar los vientos.