CARGANDO...

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012.

Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información

Orientación - Plano

Plano de Mochila y Tienda

Textos e ilustraciones de Mochila y Tienda

En esta guía siempre se utiliza plano para hacer referencia a representaciones topográficas de escalas de 1:50.000 o inferiores y mapa para escalas superiores. Un plano es la representación gráfica y plana de una zona determinada a una escala menor. Los planos utilizados para orientarse en las actividades al aire libre, suelen ser a escala de entre 1:15.000 a 1:50.000, denominados Planos Topográficos.

En todos ellos se debe indicar la escala, la dirección del norte geográfico y magnético, la declinación magnética, leyenda de símbolos, relación con otros planos, el organismo autor y el año de su elaboración. Las leyendas identifican cada elemento que hay en el terreno, tales como ríos, carreteras, puentes, cotas de altura, árboles, edificios, ruinas, etc. Estos planos suelen estar divididos en cuadrículas, las cuales equivalen aproximadamente a 1 kilómetro sobre el terreno, de tal manera que por un lado facilitan la medición de las distancias, así como la orientación de los mismos. También deben indicar la distancia entre las curvas de nivel, que son las lineas que delimitan las cotas de altura y nos dan un aspecto tridimensional del relieve del plano.

La escala del plano indica la relación de reducción entre la realidad del terreno y su representación plana:
Escala = distancia medida en el plano / distancia real del terreno
1:25.000 = 1 cm en el plano / 25.000 cm en el terreno
1:50.000 = 1 cm en el plano / 50.000 cm en el terreno

Así los planos con escala reducida (los que abarcan una gran cantidad de terreno) no son aconsejables para una excursión a pie. Es el caso de los mapas de carreteras y provinciales de 1:100.000, 1:200.000 o 1:500.000. En cambio los de gran escala ofrecen más detalle, es el caso de los planos de escala 1:50.000 que muestra los accidentes principales del relieve y la mayoría de senderos señalizados, siendo apropiados para excursiones a pie. Los de escala 1:25.000 son más apropiados para montaña y terreno accidentado al mostrar cotas de altura secundarias, inclinaciones precisas y senderos secundarios. Existen incluso planos a mayor escala aún dedicados a zonas montañosas, sierras o cadenas montañosas específicas publicadas por algunas editoriales. Por esto a la hora de escoger y adquirir un plano es necesario hacerlo según la actividad que vayamos a realizar.